jueves, 9 de octubre de 2008

MUJERES QUE HACEN LA DIFERENCIA

¡Yo voté por Margarita! Muchos panameños, miembros de todas las clases sociales, también lo hicieron. El resultado fue que nos sentimos bien, nos sentimos unidos y hoy esta joven tiene una oportunidad que ojalá sepa aprovechar. Al día siguiente del concurso ya se escuchaban algunas voces denunciando el negociado que hay detrás de estos eventos. Así son las cosas y nadie le regala la posibilidad e una carrera artística a nadie. Todos pusimos nuestro granito de arena para ponerla en el camino que desea y eso nos alegró y nos permitió sentirnos mejores personas por un día. El favor fue mutuo. Margarita Henríquez llegó al corazón de sus compatriotas por su saber hacer, por representarnos con elegancia, por su sencillez y por la frescura de sus prometedores diecisiete años. Panamá fue feliz. Lo demás son historias
Publicar un comentario