viernes, 27 de mayo de 2011

15 M


Este movimiento se inició en Madrid. Sus causas permiten que todos nos identifiquemos, sin tomar en cuenta el país en que residimos. Todos, algunos más que otros, estamos hartos de los políticos, sus vicios, sus sinverguenzuras y su carencia de sensibilidad. Nos encontramos atrapados en una organización que requiere de la política y en consecuencia de quienes la ejercen. Estos cabalgan impunemente, de un extremo al otro del mundo, derribando esperanzas. Los que deberian representarnos dentro de la organización indispensable para manejar el poder, no están a nuestro servicio. Han hecho de la política una herramienta de corrupción y beneficio personal.
Publicar un comentario